¿Qué significa "Invitando a opinar", "Reclamado" y "No reclamado"?

En Trustpilot indicamos la manera en que una compañía hace uso de nuestra plataforma, mostrando una de estas tres etiquetas en la página de su perfil de empresa: Perfil no reclamado, Perfil reclamado o Invitando a opinar.

Perfil no reclamado

Significa que la empresa no ha reclamado su perfil en Trustpilot y que nosotros no sabemos si la empresa está pidiendo la opinión de sus clientes.

Todas las empresas pueden reclamar su perfil y solicitar gratuitamente la opinión de sus clientes.

Perfil reclamado

Significa que la empresa ha reclamado su perfil en Trustpilot y que tiene acceso a su Cuenta Business, de manera que la empresa puede invitar a sus clientes a dar su opinión, puede recibir una notificación cada vez que recibe una nueva opinión y también puede contestar las opiniones recibidas. No obstante, nosotros no tenemos constancia de que la empresa esté utilizando nuestros servicios invitacionales para solicitar la opinión de sus clientes.

Invitando a opinar

La empresa ha reclamado su perfil en Trustpilot y tiene acceso a su Cuenta Business y sus funcionalidades. Además, sabemos que la empresa solicita regularmente la opinión de sus clientes, sin importar que sea positiva o negativa.

¿Cuándo se coloca a una empresa la etiqueta 'Invitando a opinar'?

El estado de una empresa cambia automáticamente a 'Invitando a opinar', cuando se da una de las siguientes condiciones:

  • Durante los pasados 365 días, la empresa ha enviado un mínimo de 50 invitaciones utilizando los servicios invitacionales de Trustpilot.
  • Durante los últimos 30 días, la empresa ha enviado invitaciones utilizando sus propios sistemas y ha recibido al menos una opinión.

Las empresas también pueden cambiar manualmente la etiqueta de su estado, cuando empiezan a solicitar opiniones.

Invitar a sus clientes a opinar puede mejorar su valoración en estrellas y su TrustScore

En Trustpilot, las opiniones pueden originarse orgánicamente (cuando un cliente escribe su opinión por iniciativa propia) o por invitación (cuando la empresa pide la opinión de sus clientes a través de sus propios sistemas o bien por medio de los servicios invitacionales de Trustpilot).

Cuando las empresas reclaman su perfil y activamente invitan a sus clientes a dar su opinión, están fomentando la participación de personas que, de otra manera, no se hubieran tomado el tiempo de escribir sus comentarios. En resumen, las empresas que solicitan activamente el feedback de sus clientes suelen recibir más opiniones y, por lo tanto, una muestra más representativa de su imagen comercial. Para las empresas con un buen servicio al cliente, esto se traduce habitualmente en opiniones más positivas y, en consecuencia, una mejor valoración en estrellas y un TrustScore superior.